Muchas veces hemos escuchado dar reportaje de señales de recepción, otras los hemos dado y también los hemos recibido. En realidad, el reporte de señales es una de las dos partes más importantes de un comunicado. No importa si es local, nacional, DX, etc.El reportaje de señales es lo que hace que un comunicado cualquiera sea válido o no. Si no nos dan o no damos un reportaje de señales durante un comunicado, eso significará que no tenemos un contacto “hecho validamente” pues es éste lo que representa que escuchamos y nos escucharon. No puede faltar el intercambio de reporte ni durante el comunicado ni cuando confeccionamos la tarjeta QSL. Si omitimos cualquiera de las dos vías, no es válido el contacto. Recuerden que estamos hablando que el contacto o comunicado es hecho por dos personas honestas que no se quieren engañar mutuamente ni engañar a nadie. La otra parte importante de que hablábamos es el indicativo de ambas estaciones. Si no resultaría como estar conversando con alguien durante toda la fiesta y no saber nunca como se llama.

Dicho esto, tanto o más importante es el saber dar un reportaje, ajustado a la realidad del momento y  tratando de hacerlo en su justa medida. Siendo lo mas exacto posible de acuerdo a las normas establecidas y conocidas por todos.

Esto es usando el RST. Estas  letras representan, cada una de ellas, los  valores que le daremos a la recepción que tenemos de la transmisión de nuestro corresponsal. Por eso decimos que debemos ser lo más ajustado a la realidad, pues en algunos casos puede significar para un corresponsal un mal funcionamiento de algunos de los elementos que comprenden su estación y comenzar a hacer modificaciones y arreglos que no corresponden o que no se hubiesen efectuados si el reporte fuese dado con conocimientos y aplicando el RST ajustados a la realidad.

Cuantas veces habremos escuchado a algún colega decir: “tus señales son 7/9 más  10 decibeles“   --   “te  recibo bien, tus señales son 4 / 7 para 8”  Esto parece mas una fecha  que un reporte. Para que decir nada cuando, aparte de las señales mal dadas, le dicen al otro colega  “el audio es un poco borroso”, “noto algo extraño en tu modulación”. Tenemos que ser un poco mas técnicos en nuestras apreciaciones.

Deberíamos ajustarnos al sistema  RST, bien aplicado y está todo dicho, sin complicaciones y entendible por todos. Claro que para esto debemos conocer exactamente lo que dice el RST y como dijimos, bien usado nos ahorraremos  palabras y el recibir u ocasionar algún mal rato a nuestros colegas.

El  RST viene de las palabras inglesas:

R:  Readability   o Legibilidad.   Esto nos lo da el escuchar al Corresponsal. La calidad del audio de su transmisión.

S: Strength  o   Intensidad. Esto nos lo indica el instrumento del equipo. El medidor de “S” y decibeles.

T:  Tone   o  Tono (sonido) Esto nos lo da el oído. Es la Calidad musical que tiene el tono de transmisión.

Veamos cada una de ellas, sus valores y equivalencias

En fonía sólo ocuparemos el R S y en  CW o telegrafía  y demás modos digitales  se ocupa el RST.

 R:  Inteligibilidad

  1. Ininteligible   (incomprensible)
  2. Apenas inteligible; se distingue una que otra palabra
  3. Inteligible  con bastante dificultad
  4. Inteligible sin ninguna dificultad
  5. Perfectamente inteligible

 S:  Intensidad

  1. Señales apenas perceptibles
  2. Señales muy débiles
  3. Señales débiles
  4. Señales pasables
  5. Señales bastante buenas
  6. Señales buenas
  7. Señales moderadamente fuertes
  8. Señales fuertes
  9. Señales extremadamente fuertes
T:  Tono
  1. Nota muy ronca y chirriante
  2. Nota  de c.a. muy grave, sin trazas de musicalidad
  3. Nota de c.a. de tono grave ligeramente musical
  4. Nota de c.a. de tono grave suave, moderadamente musical
  5. Nota de modulación musical
  6. Nota modulada, algo silbante
  7. Nota casi de c.c. con algo de zumbido
  8. Buena nota de c.c., con muy poco zumbido
  9. Nota de c.c. pura.

Federachi
Eduardo Cruz Coke 389 Oficina D, Casilla 9570  Santiago 21 - Telefono (562) 2699 2771 - email: federachi@federachi.cl